A pesar de que algunos pequeños negocios de Queens están sufriendo económicamente por el COVID-19, esto no ha resultado un obstáculo para un restaurante de comida salvadoreña que abrió en plena pandemia. 

“Sí, fue mucho miedo porque, pues ¿quién va a venir?, ¿quién va estar si estamos en plena pandemia?, ¿quién se va a venir a sentar afuera? y aparte de que somos un restaurante nuevo”, dijo Guillermina Ramírez, dueña de Pupusas Ridgewood.

‘Pupusas Ridgewood’ es el único restaurante de comida salvadoreña en Fresh Pond Road. Comenzó como un café, pero con la pandemia los números no salían para mantener los gastos del local. Es por ello que Guillermina tuvo que reinventar su menú y optó por las pupusas. Ella es mexicana pero aprendió a prepararlas hace dos décadas. 

“Lo primero que comí en esta país en un restaurante fueron pupusas, y a mí me encantaron para mi fue algo que yo no había visto”, contó Ramírez.

Las pupusas se elaboran a mano con maíz y se rellenan con diferentes ingredientes como chicharrón, frijoles o queso.

Desde que ofrece este platillo, Guillermina explica que sus ganancias aumentaron un 75 por ciento, especialmente desde que los restaurantes pudieron empezar a servir comida en el exterior con la reapertura económica en el estado. Este verano dispone de un amplio espacio en la vía para deleitar a sus clientes con sus recetas.

 

Pupusas.

 “Para nosotros ha sido bueno porque adentro sólo es un pequeño 'counter' como de cuatro sillas y afuera la gente se acomoda mejor”.

Según los dueños, el precio de la comida se ha vuelto muy económica entre sus clientes. El plato de pupusas cuesta menos de 10 dólares.

“Vino la idea de poner precios flexibles, para las personas que muchas veces no tienen un buen trabajo, o un buen salario”, explicó Ramírez.

Guillermina.
 

Visite la página de NY1 Noticias con nuestra cobertura especial sobre el coronavirus: 

Brote del Coronavirus